10. LOS ESTUDIANTES DEBEN PARTICIPAR EN UNA PRÁCTICA EXTENSA PARA DESARROLLAR UN CONOCIMIENTO BIEN CONECTADO Y AUTOMÁTICO.

 

LA INVESTIGACIÓN

Los estudiantes necesitan una lectura extensa y amplia, y una práctica extensa para desarrollar redes de ideas (esquemas) bien conectadas en sus recuerdos a largo plazo. Cuando el conocimiento sobre un tema en particular es amplio y está bien conectado, se hace más fácil aprender nueva información y el conocimiento previo está más fácilmente disponible para su uso. Cuanto más se ensaya y revisa la información, más fuertes se vuelven estas interconexiones. También es más fácil resolver nuevos problemas cuando uno tiene un cuerpo de conocimiento rico y bien conectado y fuertes lazos entre las conexiones. Una de las metas de la educación es ayudar a los estudiantes a desarrollar un conocimiento de fondo extenso y válido.

El conocimiento que se organiza en pautas solo ocupa unos pocos bits en nuestra memoria de trabajo limitada. Por lo tanto, tener pautas más grandes y mejor conectadas libera espacio en nuestra memoria de trabajo. Este espacio disponible se puede utilizar para reflexionar sobre la nueva información y resolver problemas. Este desarrollo de patrones bien conectados (también llamados "compactación" y "fragmentación") y la liberación de espacio en la memoria de trabajo es un sello de calidad en cualquier experto en un campo.

Por lo tanto, la investigación sobre el procesamiento cognitivo respalda la necesidad de que un maestro ayude a los estudiantes al proporcionar una lectura extensa de una variedad de materiales, repasos frecuentes y actividades de discusión y aplicación.

 

Cuanto más se ensaya y revisa la información, más fuertes se vuelven las interconexiones entre los materiales. La revisión también ayuda a los estudiantes a desarrollar su nuevo conocimiento en patrones y les ayuda a adquirir la capacidad de recordar el aprendizaje pasado de manera automática.

La mejor manera de convertirse en un experto es a través de la práctica: miles de horas de práctica. Cuanto más se practique, mejor será el rendimiento.

En un experimento exitoso, se pidió a los maestros que participaron en el estudio que evaluaran el trabajo de la semana anterior todos los lunes y el trabajo del mes anterior cada cuarto lunes. Estas evaluaciones y exámenes proporcionaron la práctica adicional que los estudiantes necesitaban para convertirse en sujetos hábiles y exitosos que pudieran aplicar sus conocimientos y habilidades a nuevas áreas.

También se descubrió que incluso en las clases de nivel secundario que tenían exámenes semanales obtuvieron mejores resultados en los exámenes finales que las clases que tenían solo uno o dos exámenes durante el trimestre. Estas evaluaciones y pruebas proporcionan la práctica adicional que los estudiantes necesitan para convertirse en artistas hábiles y exitosos que puedan aplicar sus conocimientos y habilidades en nuevas áreas.

La investigación afirma que el material que no se practica y reevalúa adecuadamente se olvida fácilmente.

EN EL AULA

Cosas que podemos hacer como maestros para llevar a cabo esta estrategia:

-Evaluación frecuente (¿exámenes semanales?).

-Revisar el trabajo de la semana anterior cada lunes y el trabajo del mes anterior cada cuarto lunes.

.


aproved.jpg